ALBOLODUY – ALMERIA

Dentro de la alpujarra en la vertiente almeriense y a tan sólo 34 km de la ciudad de Almería, se encuentra  Alboloduy.

Alboloduy_-_plaza_ayuntamiento

Alboloduy se caracteriza por ser un pueblo participativo y tranquilo, con una población agradable y solícita para el extraño que se acerca a conocer este pueblo tan representativo de las tradiciones culturales de la comarca.

Pasear por este tranquilo pueblo es contemplar su arquitectura y tecnología popular. Aún quedan activos en Alboloduy los lagares o jaraíces tradicionales y alguno de los molinos hidráulicos que existieron y que continúan funcionando cada vez que hay agua y grano para moler.

Lo primero que nos va a llamar la atención es su soberia araucaria (Araucaria excelsa), plantada a finales del siglo XIX, que constituye, posiblemente, el ejemplar centenario de mayor porte, en su especie, de la comarca.

Las araucarias constituyen un género botánico con origen muy antiguo por lo que son citados en ocasiones como fósiles vivientes, formados por 19 especies diferentes originarias de América del Sur y Oceanía.

Estos árboles, que pueden llegar a alcanzar los 80 metros, son platas de crecimiento lento, por lo que su presencia les dota de un mayor valor, aunque en el caso de este ejemplar se haya podido beneficiar de su ventajosa ubicación en un suelo profundo y suelto provisto de cierta humedad procedente de la circulación subterránea del río. Antiguamente utilizado como mástil para los barcos, se extenderá como ornamental por los jardines y cortijos de las zonas bajas y medias de nuestra comarca durante el siglo XIX, dando un llamativo contraste al paisaje.

Un segundo ejemplar de este género, pero de menor porte, se ubica a unas decenas de metros, junto al lavadero.

calles

Desde este lugar nos dirigiremos  por la calle Fuente hacia la Plaza de San Juan.

Es la plaza más importante de la población, un espacio de convivencia así llamado por encontrarse junto a la iglesia parroquial de San Juan, que constituye, obviamente, el edificio más llamativo de la plaza, abriendo su sencilla portada lateral hacia la misma. Junto a esta construcción religiosa, la conservación del conjunto de las casas y el soberbio ejemplar de plátano de sombra (plátanus hispánica), determina el interés histórico-urbanístico del conjunto.

Esta plaza constituye, además, un singular mirador del reloj de la población. La placa cerámica está colocada en medio de la plaza pero nos orienta perfectamente hacia el volumen de la Torre del Reloj, que domina en altura la trama urbana.

Lo habitual es visitar la Iglesia Parroquial de San Juan. Para ello tendremos que pedir cita para que se nos abra. Saben que antiguamente la vida de los pueblos se regía por la hora solar, que se reglamentaba en muchos casos, mediante la utilización de la sombra de algún elemento natural (peñón, árbol…). Ni siquiera la aparición de los relojes de sobremesa o de bolsillo en algunas casas adineradas hizo desaparecer la utilización de los elementos naturales. Con la llegada de los grandes relojes públicos en el siglo XIX, estos se instalan en torres levantadas al efecto o en las de las iglesias, en busca de un mayor alcance sonoro de las campanadas o, incluso, según el dominio laico o religioso del momento. En este sentido, hay que tener en cuenta que el ejemplar que contemplamos se construyó en 1.867, en tiempos del reinado de Isabel II.

La iglesia de Alboloduy, forma parte del último gran impulso estilístico tradicional, el Neoclásico, característico de la segunda mitad del siglo XVIII y primera mitad del XIX. La posición de la torre en el eje central de la nave (en lugar de en uno de los laterales), en este caso situada tras la cabecera, es un signo característico del neoclásico alpujarreño, que busca la simetría académica de forma acusada.

Iglesia de San Juan

Arruinada la antigua iglesia que se situaba en la Plaza Vieja, la nueva, dedicada a San Juan Bautista, se levanta en la zona más baja del pueblo sobre los antiguos huertos, afectando a algunas casas del entorno. Fue realizada por el arquitecto Domingo Thomas entre1796 y 1802.

La Plaza del Ayuntamiento constituye un elemento fundamental en la estructura urbana, asentándose en una zona de crecimiento de los siglos XVIII y XIX. Aquí se ubica el edificio del Ayuntamiento, construido en 1902 y demolido a finales del siglo pasado, aunque respetándose la fachada primitiva, acorde con el estilo historicista de las viviendas burguesas del momento, donde destaca el clasicismo en la distribución de huecos, el uso del arco rebajado, las dos plantas de altura enmarcadas por un reforzamiento en falsos sillares en los extremos, y la característica cubierta plana mediterránea.

Nuestro paseo continua por la calle Muriana, en una esquina de la plaza, para continuar hacia Plaza De San Roque.

AlboloduyPeñóndelMoro

Nuestro paseo continua por la calle Alta. A lo largo de ella pasaremos junto al Zacatín (antigua calle medieval de las tiendas textiles) y a los curiosos callejones en ascenso, para llegar a la calle Rastro, con su curioso balcón de simbología masónica.

Sobre nuestro itinerario, mediante un escabroso acceso, se encuentra el barrio medieval de La Mezquita, donde se localiza el curioso cobertizo del Anetillo, y el barrio de El Barranco también de época musulmana. La placa cerámica se sitúa en el suelo al comienzo de la subida al barrio, por lo que deberemos después retroceder sobre nuestros pasos para continuar el recorrido urbano.

Igualmente, desde aquí se accede al Peñón del Moro, sobre el que se encontraba el desaparecido hizán o castillejo de Alboloduy. Actualmente, además de los escasos restos del recinto militar, se conserva parte del aljibe interior. Los vestigios arqueológicos encontrados en este asentamiento demuestran una anterior presencia de la Edad del Bronce y de época romana.

Continuando nuestro camino por la calle Mezquita nos acercaremos a la base del Peñón del Moro.

Hasta el siglo XIX gran parte del núcleo urbano de Alboloduy se concentraba en las laderas este y sur del Peñón del Moro. Aquí se localizan diversas cuevas excavadas en la roca, algunas de ellas actualmente cegadas, desde donde se comunicaba en ascenso con el castillo. Varias de estas cuevas se pueden observar en nuestro paseo.

Sin embargo, periódicamente, fruto de diversos procesos erosivos, rocas de diverso tamaño caían sobre las casas, provocando importantes daños materiales e, incluso, desgracias personales. Por ello a finales del siglo XIX se destinaron 100.000 pesetas de la época para construir una torre que contuviera los desprendimientos.

Conocida como «La Chimenea», la curiosa construcción, que estimula la curiosidad y desorienta a tantos visitantes, no es más que es una enorme torre maciza, troncopiramidal, de mampostería enfoscada.

Unos metros más adelante, detrás de la torre, se ubica un interesante mirador sobre el río y el Peñón de la Reina, el enorme macizo situado al otro lado del mismo, donde se localiza el más importante yacimiento de la Edad del Bronce de nuestra comarca.

Para seguir nuestro itinerario volveremos sobre nuestros pasos para tomar en descenso la sinuosa calle Cueva hasta llegar a la Plaza Vieja, posiblemente el antiguo zoco medieval. Igualmente, en la Calle Duque se ubica el Museo de Alboloduy, levantado sobre el solar que ocupaba la casa-palacio del Duque de Gor. La visita a este museo se realizará previa petición para su apertura, ya que suele estar cerrado y sólo suele abrir algún ratito los sábados.

Seguimos con nuestro paseo, hasta llegar a la Fuente – lavadero del Siglo XIX.

Corresponde a un soberbio conjunto hidráulico encadenado, que se inicia, en un primer espacio apergolado, con la Fuente de los Siete Caños, donde mujeres y hombres recogían en cántaros el agua que casi a diario llevaban, a mano o en bestias, para el servicio de las casas.

Los caños vierten sobre el canal, antiguo abrevadero, imprescindible para calmar la sed de los animales de carga de los que dependía gran parte de la fuerza de trabajo del pueblo.

Desde allí, el agua llega todavía limpia hasta el lavadero, ubicado en un segundo espacio, donde se ubica una larga pila corrida. Su construcción, ya avanzado el siglo XX, supuso una importante mejora en las condiciones de trabajo de las mujeres que hasta entonces tenían que lavar arrodilladas en la acequia. Finalmente, el agua se vierte a una gran alberca descubierta, que regula los riegos de la margen derecha del río Nacimiento, aguas abajo del pueblo.

Esta fuente de Alboloduy se nutre mediante una espectacular galería de origen medieval, excavada en el la roca, de aproximadamente 4 Kms de longitud, que atraviesa la base del Peñón del Moro, contando con diversos pozos de ventilación y limpieza, algunos de 20 metros de profundidad.

También podemos visitar, la Ermita del Santo Cristo de la Humildad. Con este recorrido podemos pasar la mañana, compartiendo la visita con otros pueblos de la zona.

Recordar que muchos de los recursos a visitar se catalogan como Bienes de Interés Cultural, por lo que sólo deben ser explicados por un guía Oficial, cualquier persona que intente explicarlos sin su correspondiente acreditación puede ser sancionado por ello.

Este es otro de los lugares que les puedo mostrar a los grupos que visiten la Alpujarra durante los fines de semana, Trabajo tanto para  agencias de viajes,  como para  particulares, soy guía turístico oficial. La visita a este pueblo se puede incluir en una excursión más amplia para conocer la zona visitando otras poblaciones como son: Alhabía,  Alsodux, Santa Cruz de Marchena. 

Te puedes poner en contacto conmigo,   pinchando aquí,

«CASTILLO DE LOS MOROS» – BEIRES

A 909 metros sobre el nivel del mar, al pie de Sierra Nevada, en plena alpujarra,  en Beires (Almería) se encuentra los restos de un antiguo castillo árabe.

El «Castillo de los Moros» es como se denomina en la actualidad, esta fortificación, construida por los musulmanes con fecha desconocida. Podría datarse de la primera mitad del S.XIII por su similitud a castillos como el de Aspe (Alicante) o los Cuájares (Granada).

Fortaleza que ocupa una meseta y se continúa por el monte vecino, quedando restos de murallas y terminando en un torreón. En la zona más elevada del monte aparece un torreón, construido en tapial, de planta rectangular. El recinto, de planta rectangular, aparece amurallado. Queda un pequeño aljibe de piedra, con bóveda de mampostería.

Fue declarado Bien de Interés Cultural con la Categoría de Monumento Histórico. En 1993 la Junta de Andalucia otorgó un reconocimiento especial al Castillo.

 

Este es otro de los monumentos que les puedo enseñar durante una excursión Beires y la Alpujarra, cualquier fin de semana del año. Trabajo solo durante todos los fines de semana del año, tanto para agencias de viajes como para grupos de particulares (grupos VIP)  . Podéis contactar conmigo pinchando aquí.

VALOR – GRANADA

 

El municipio de Válor está situado en la parte nororiental de La Alpujarra, de la vertiente granadina. Limita con los municipios de Lanteira, Aldeire, Nevada, Ugíjar y Alpujarra de la Sierra. El ayuntamiento está formado por los núcleos de Válor, Mecina Alfahar y Nechite, desde 1940. Gran parte de su término municipal se encuentra dentro del Parque Nacional de Sierra Nevada.

valor-granada

Se encuentra a 117 km de Granada capital  y  a 95 km de Almería, y se puede llegar:  desde Granada por la A 348 accediendo desde la autovia de la costa por Lanjarón, Órgiva, Torvizcón, Cádiar, Mecina Bombarón y Yegén; desde Granada también se puede llegar por la carretera del Puerto de La Ragua, A-337, ésta carretera es más dificultosa en los meses de invierno por la nieve, accediendo a ella desde la autovía de Almería por La Calahorra, Puerto de La Ragua y Nevada;  y desde Almería por la A-348 proveniente de El Ejido y Berja, pasando por Cherín y Ugíjar.

valor-aben-humeya

Válor fue cuna del más notorio alpujarreño de todos los tiempos: Fernando de Córdoba y Válor, más conocido como Abén Humeya. Proclamado ‘rey de los Andaluces’ en 1568 fue el impulsor y primer dirigente de la rebelión morisca, hasta que fue derrocado por su primo Abén Aboo. Abén Humeya nació en 1520 y era miembro de una destacada familia morisca convertida al cristianismo tras la conquista de Granada en 1492. Abjuró del cristianismo para recuperar la religión islámica y luchar contra la represión de la fe y las costumbres musulmanas y el incumplimiento de las Capitulaciones de Granada y las pragmáticas de Carlos I y Felipe II. Dicha rebelión, que duró tres años y se extendió por toda la provincia, fue violentamente controlada por este último monarca.

Además de tener una buena oferta hostelera y un interesante casco urbano, Válor cuenta con unos impresionantes parajes naturales. Pero de sus atractivos turísticos es sin duda la Fuente Agria el de mayor reclamo. Se trata de un nacimiento de aguas minero-medicinales que tienen fama de milagrosas, ubicada en el paraje conocido como Cuesta Viñas.

Próximas al pueblo y dependientes de su Ayuntamiento, dos pequeñas y preciosas aldeas merecen la visita de los viajeros: Nechite, cuyo nombre es sinónimo de alegría, y Mecina Alfahar, que conserva en sus proximidades los restos de uno de los más grandes castillos medievales de la comarca.

Su gran influencia en la rebelión de los moriscos ha tenido como resultado una de las fiestas de moros y cristianos más vistosas y de mayor tradición de la provincia.

Paseando por sus calles nos vamos a encontrar con su Iglesia Parroquial (siglo XVI). Dispone de un interesante artesonado de estilo mudéjar, así como de la magnífica imagen barroca del Santo Cristo de la Yedra y una Inmaculada de la escuela de Alonso Cano.

iglesia

Ermita de Nuestra Señora de Lourdes, se encuentra en un preocupante estado de conservación, se encuentra actualmente cerrada y apuntalada en su interior.

La Casa Palacio de Aben Humeya, se supone que fue la casa donde nació Aben Humeya (Don Fernando de Córdoba y Válor) y era propiedad de su padre Don Antonio de Córdoba y Válor. En la actualidad esta casa no puede ser visitada. Edificio de apreciables dimensiones, cuya fachada presenta quiebros y retranqueo en sus extremos. Se encuentra estructurada en dos cuerpos, correspondiendo el inferior a la planta baja y primera, mientras que el superior, correspondiente a las cámaras, se encuentra separado por una cornisa con «dientes de sierra» en ladrillo. La portada se encuentra enmarcada por pilastras y dintel, mientras que en la primera planta destaca el pequeño balcón central sobre el que aparece un bajo relieve del «Corazón de Jesús». Se adjudica a D. Antonio de Córdoba y Válor, padre de Aben Humeya. Puede que coincida con la ubicación de la casa real de Aben Humeya. La actual edificación es de finales del SXIX.

casa-aben-humeya

Ermita de los Varones Apostólicos (siglo XVI). Es una de las ermitas más antiguas de Válor, actualmente tiene la apariencia de una casa de dos plantas debido a una reforma de los años 80. El interior se caracteriza por una decoración muy sobria. En el centro encontramos un altar de madera sin motivos artísticos. Tampoco hay retablo en su lugar se encuentran dos tallas: Santa Rita y la Virgen de la Antigua, esta última da nombre a la ermita. Ermita de planta rectangular con techumbre plana dividida por un arco fajón de nueva construcción. En algunos textos aparece como ermita de la Virgen de las Angustias. Cuando se quemó la iglesia, se trasladaron los oficios a esta ermita.

Lavadero de la Fuente Bajona: Antiguo lavadero recientemente restaurado, que fuera en otros tiempos lugar habitual de tertulia y encuentro entre las mujeres que acudían a lavar. Constituye uno de los símbolos más representativos de la tradición popular.

Puente andalusí de la Tableta. Está ubicado sobre el Río Válor, en el Camino Real entre Granada y Almería.  De él ya nos hablaba Pedro Antonio de Alarcón en su libro “La Alpujarra”, en su viaje de 1874 cuando entraba en Válor: “Para llegar a la población y a sus cuatro barrios (llamados el Portel, la Jarea, Cohijar y Cantarranas) hay que pasar un hondo torrente que corta el camino, y que es la defensa natural de Válor, origen de su importancia en la guerra del siglo XVI como punto estratégico. Sobre aquella cortadura existe un puente peraltado de forma árabe, de un solo ojo, levemente apuntado a la manera de ojiva, como los del llano de Tetuán”.

Estos lugares se los puedo mostrar a los grupos que visiten La Alpujarra, tanto  la parte que se encuentre en la provincia de Granada como en la provincia de Almería, durante los Fines de Semana. Trabajo tanto para agencias de viajes, como para particulares y grupos privados. Pueden  pedirme que les cotice mi  trabajo a través de la pestaña de contactos o enviando un  correo electrónico pinchando aquí. 

 

UGIJAR – GRANADA

En La Alpujarra, en su vertiente  Granadina a unos 120 kms de Granada y colindante con la con la provincia de Almería,,  se encuentra la población de Ugijar, limita con los municipios granadinos de Nevada, Válor, Alpujarra de la Sierra, Cádiar y Murtas y con el almeriense de Alcolea.

Ugíjar, situada en el valle del río Nechite, se considera la «puerta de entrada» a la provincia de Almería. Recibió el título de ciudad a manos de la reina Mª Cristina es denominada como capital de Las Alpujarras.

ugijar

Las peculiaridades urbanísticas y arquitectónicas de Ugíjar, su historia y tradiciones, una gastronomía típica exquisita, la bondad de su clima y el calor de sus gentes, hacen de este lugar un rincón incomparable para dejarse seducir por los sentidos. Un lugar para visitar en grupo. Y como buen guía turístico te muestro la ciudad mediante el siguiente recorrido.

Nuestra visita debe de comenzar en la Plaza de los Mártires de La Alpujarra, frente a La Iglesia parroquial, edificio del siglo XVI de tradición gótico-mudéjar, donde se venera a la Santísima Virgen del Martirio, patrona de La Alpujarra. Desde ahí nos dirigimos hasta  la calle Jazmines hasta alcanzar la ermita de La Aurora, en el corazón del barrio del Bárbol, y junto a ella, elPozo de la Virgen,  donde fue encontrada en 1.606 la imagen de la Virgen, talla martirizada durante la rebelión de los moriscos.

iglesia

Nuestro recorrido nos lleva a través de la calle La Aurora hasta llegar a la Fuente Del Arca. Descendemos por la calle Sor Josefina, donde se encuentra a la derecha, la Capilla del Sagrado Corazón. En la primera calle a la izquierda se encuentra el solar de la antigua Fábrica de Sedas y nos acercamos de nuevo a La Plaza de Los Mártires. Nuestro recorrido continúa por la calle Enrique Agredano, donde se encuentra la Casa del Escribano Mayor de La Alpujarra, y seguimos hasta llegar a la Plaza del Mercado para descender perpendicularmente hacia la Calle Adelante, giramos a la izquierda, por ella continuamos, respirando la herencia musulmana en su trazado y arquitectura, hasta la Calle Administración donde está la Casa de Doña Concha y el Centro de Interpretación de la Alpujarra que nos ayudará a entender y sentir la Alpujarra.

En la Plaza Guerra nos encontramos con casas señoriales, ascendemos hasta la Plaza de la Constitución de una gran importancia histórica para el municipio, ha sido centro comercial desde época árabe donde estaba ubicado el zoco y en época moderna el mercado tradicional.

Estos lugares se los puedo mostrar a los grupos que visiten la Alpujarra, tanto granadina como almeriense, durante los Fines de Semana. Trabajo tanto para agencias de viajes, como para particulares y grupos privados. Pueden  pedirme que les cotice mi  trabajo a través de la pestaña de contactos o enviando un  correo electrónico pinchando aquí. 

 

BUBIÓN – GRANADA

La población de Bubión, en La alpujarra  en la provincia de Granada. Se sitúa en el Barranco de Poqueira, compartiendo este lugar con Capileira y Pampaneira. La posición céntrica en la que está situado permite disponer de impresionantes vistas. Apenas 300 metros más arriba que Pampaneira se encuentra Bubión, que es quizás el pueblo que mejor conserva el espíritu de antaño, con sus casas rústicas y sus numerosas fuentes. La localidad se estructura en dos barrios: El barrio alto y el bajo. La plaza del pueblo, con su iglesia, nos conduce a uno de los dos lavaderos que se conservan en Bubión.

Bubion

En el recorrido principal del pueblo es posible encontrarse en la parte baja del mismo, donde se sitúan la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario, el ayuntamiento y el museo alpujarreño. Este museo fue anteriormente una casa construida en la Plaza de la Iglesia en fechas próximas a la Reconquista; sirviendo actualmente como museo con decoración y muebles alpujarreños.

parque

Bajando hacia el barrio bajo nos topamos con numerosos huertos y es allí donde empieza el camino a pie hacia Pampaneira, que discurre junto a un pequeño riachuelo que nos acompaña con su sonido. Subiendo hacia el barrio alto desde el bajo, nos toparemos con el segundo de los lavaderos que se conservan. Construido en 1945, era utilizado por las mujeres del pueblo para lavar en las típicas pilas de piedra, a las que llegaba directamente el agua a través de unas canalizaciones. Junto a las pilas aún se conserva una placa de piedra que reza: «Prohibido dejar las pila sucias bajo multa de 25 pesetas». Por lo demás, este pueblo de apenas 350 habitantes posee los mismos tejados, tinaos y casa de piedra que caracterizan a buena parte de La Alpujarra.

Ejemplo de Tinao
Ejemplo de Tinao

La arquitectura de Bubión, así como la de todos los pueblos de La Alpujarra  alta, se caracteriza por casas sin tejados. Desde la época de ocupación árabe, las casas se empezaron a construir con launa, surgiendo los terraos. Se dice que tienen forma horizontal para impedir la acumulación de nieve en las salidas de la casa; de esta forma la nieve se queda en el terrao.

Estos lugares se los puedo mostrar a los grupos que visiten La Alpujarra, tanto parte que se encuentre en la provincia de Granada como en la provincia de Almería, durante los Fines de Semana. Trabajo tanto para agencias de viajes, como para particulares y grupos privados. Pueden  pedirme que les cotice mi  trabajo a través de la pestaña de contactos o enviando un  correo electrónico pinchando aquí. 

Capileira – Granada

El pueblo de Capileira, en La Alpujarra en su vertiente granadina, está situado en el barranco de Poqueira, es junto a Bubión y  Pampaneira Conjunto Histórico Artístico que ha mantenido el aspecto berebere en la arquitectura de sus casas y sus calles.

capileira 1

La localidad más alta de las tres que conforman el Barranco del Poqueira es Capileira. Desde él pueden divisarse espectaculares vistas hacia el Veleta, pero también hacia Pampaneira y Bubión, que se encuentran a sus pies. Su casco urbano conserva íntegramente la arquitectura alpujarreña y sus casas y tinaos están sorprendentemente bien cuidados, conservándose en muy buen estado. La localidad, situada a casi 1.500 metros sobre el nivel del mar, posee numerosos puntos que hacen de miradores para poder observar las vistas del entorno.

En este pueblo destaca la Iglesia Parroquial de Ntra. Señora de la Cabeza, que fue reconstruida en el siglo XVII. Dentro de la misma se puede apreciar un retablo de estilo barroco en madera dorada del siglo XVII y una imagen de la Virgen de la Cabeza donada por los Reyes Católicos en el siglo XV.

Iglesia de Capileira

Otro lugar destacado es la Casa-Museo Pedro Antonio de Alarcón, fundada en 1972 y restaurada en 2013 por la Diputación de Granada, está dedicada a la vida y obra del afamado escritor accitano, además de funcionar como museo de usos y costumbres alpujarreñas.

Se conservan también dos lavaderos públicos bajo las fuentes de Hondera y La Pileta, que estuvieron en uso hasta el año 1965.

Merece la pena recorrer cada calle y cada rincón de Capileira, donde siempre encontramos algo que nos sorprende, un balcón lleno de flores, un terrao, un mirador

Calle Capileira

Estos lugares se los puedo mostrar a los grupos que visiten La Alpujarra, tanto  la parte que se encuentre en la provincia de Granada como en la parte de la provincia de Almería, durante los Fines de Semana. Trabajo tanto para agencias de viajes, como para particulares y grupos privados. Pueden  pedirme que les cotice mi  trabajo a través de la pestaña de contactos o enviando un  correo electrónico pinchando aquí. 

 

Pampaneria – Granada

El pueblo de Pampaneira, en La Alpujarra, esta situado en el barranco de Poqueira, es junto a Bubión y Capileira.  Conjunto Histórico Artístico que ha mantenido el aspecto berebere en la arquitectura de sus casas y sus calles.

Pampaneria fto panoramica

Pampaneira se encuentra en el Sureste de la provincia de Granada, a 1.058 metros sobre el nivel del mar y a 72 kms. de la capital; tiene una población de unos 340 habitantes y una extensión de unos 18 km2. El casco urbano está situado en la vertiente Sur de Sierra Nevada en el «Barranco de Poqueira», en las cumbres del Mulhacén y Veleta.

Pampaneira es la más baja de las tres poblaciones escalonadas que componen el Barranco de Poqueira. Esta localidad destaca por su extraordinaria arquitectura, que conserva la tradición alpujarreña de casas blancas de tejados planos con chimenea de sombrerillo y los típicos tinaos. También es reconocida su riqueza y variedad artesanal, que abarca desde todo tipo de cerámicas, hasta tejidos como las jarapas y demás objetos típicos de la comarca.

Pampaneira
Calles de Pampaneira

Sus fuentes también merecen mención especial, algunas de ellas con aguas minero-medicinales, y otras, como la de Chumpaneira, con ‘poderes’ incluso casamenteros. Tal y como puede leerse en el mural colocado sobre los tres caños del pilar, donde se afirma “es fuente de la virtud y tiene tal magnitud que soltero que bebe con intención de casarse no falla, pues al instante novia tiene, ¡ya lo ves!”.

Como uno de sus lugares destacados tenemos la Iglesia de Parroquial de Santa Cruz del siglo XVI

Iglesia de Pampaneria

Cuenta con una iglesia Parroquial del siglo XVI, de planta rectangular y con artesonado mudéjar construida sobre una antigua mezquita, cuya característica más singular es mantener rasgos del arte musulmán y del nuevo arte renacentista cristiano.

Se encuentra dentro de la asociación de pueblos más bonitos de España.

Estos lugares se los puedo mostrar a los grupos que visiten La Alpujarra, tanto  la parte que se encuentre en la provincia de Granada como en la parte de la provincia de Almería, durante los Fines de Semana. Trabajo tanto para agencias de viajes, como para particulares y grupos privados. Pueden  pedirme que les cotice mi  trabajo a través de la pestaña de contactos o enviando un  correo electrónico pinchando aquí. 

RAGOL

En la alpujarra almeriense se encuentran  pequeños pueblos dignos de ser visitados. Hoy propongo os conocer  Ragol.

El pueblo se halla situado en el margen derecho del río Andarax, al pie de Sierra de Gádor. Situado a 39 kilómetros de la ciudad de Almería.

Calle de Ragol

A nuestra llegada nos va ha llamar la atención los por gigantescos eucaliptos que forman parte de la estampa de este conjunto de pendientes y callejuelas que conservan el urbanismo de origen musulmán. Aunque construcciones de nuevo cuño han ido cambiando la fisonomía del pueblo. Sus calles siguen siendo un labarentio, sobre todo en la parte alta.  Una de ellas nos conduce a la iglesia parroquial, dedicada a San Miguel, si bien el patrón del pueblo es San Agapito. Es un templo de estilo mudéjar, del tipo de iglesias de cajón, construido en el siglo xvii sobre la anterior, que fue incendiada por los moriscos y posteriormente restaurada en 1861. Destaca su notable techumbre de madera, una armadura de limabordón decorada con paños de estrellas de ocho puntas y lazo de cuatro.     «Calle de Rágol.

Lavaderos de Ragol

Al entrar al pueblo nos vamos a encontrar con los tradicionales lavaderos públicos  y muy cerca se encuentra la emita de las Ánimas del siglo XIX, en la calle Real, nos recuerda la fuerte carga de religiosidad popular de todo el valle del Andarax desde los mártires de la Guerra de las Alpujarras y la Contrarreforma católica del concilio de Trento animándonos a interceder por las ánimas del purgatorio.

ventana Instinción

La caz del molino. Es el único resto que nos ha llegado de un antiguo molino hidráulico para molienda de cereales, formado por un caz o toma del río o de la acequia formada por una serie de arcos de medio punto que permiten obtener la necesaria pendiente del cubo. Éste es la torre que acumula presión del agua para mover todo el mecanismo de la molienda. Estos elementos son fundamentales en las antiguas sociedades agroindustriales para obtener los cereales, alimento básico de la población.

A lado de la iglesia tenemos un mirador desde el cual podemos observar el río Andarax. La cercanía y el ruido del agua del río Andarax suponen un remanso de tranquilidad y descanso para continuar nuestro itinerario, pero además la oportunidad para entender la vega, el río y la agricultura tradicional como elementos esenciales de la Alpujarra en una perfecta interrelación entre hombre y territorio.

Estos lugares se los puedo mostrar a los grupos que visiten la provincia de Almería, durante los Fines de Semana, como parte de una excursión más amplia para conocer la Alpujarra Almeriense. Trabajo tanto para agencias de viajes como para grupos  privados de particulares. Pueden  pedirme que les cotice mi  trabajo a través de la pestaña de contactos o enviando un  correo electrónico pinchando aquí. 

EL CANDIL MÁS GRANDE DEL MUNDO EN ALMOCITA

almocita

La localidad Almócita (Almería), un bonito pueblo alpujarreño que se acuesta sobre la ladera de una montaña, en la parte más alta de él, junto a la balsa de las Espeñuelas se sitúa, nada más y nada menos, que el candil más grande del mundo, como atestigua el sello de Guinness World Record.

Certificado
Se trata de un magnífico candil de acero,  20 veces más grande que uno tradicional. Con una capacidad de 650 litros, 3,25 metros de alto, 2,45 de largo y 1,06 de ancho se convertido en el candil más grande del mundo, una pieza que fue elaborada por el artesano Paco García.

Candil 01

El  11 de mayo de 2013  coincidiendo con la Noche de los Candiles, se encendió por primera vez, dando fe del hecho un notario, convirtiéndose así en  “THE LARGEST OIL LAMP” (El Candil Más Grande del Mundo).

Candil

Todos los años en la “Noche de los Candiles” se enciende. Pincha aquí para conocer más información sobre este acontecimiento. Convirtiéndose en una noche mágica.

candil-gigante

Si quieren visitar este candil y el pueblo de Almócita, dentro de una excursión por la Alpujarra, cualquier fin de semana del año,  como guía turístico oficial  les puedo acompañar. Trabajo tanto para las agencias de viajes y Tours Operadores,  que envíen grupos a la provincia de Almería, así como pequeños grupos (VIP) que quieran conocer de forma personal Almería.

Pincha aquí para contactar conmigo.

EXCURSIONES POR ALMERÍA- UN DÍA EN LA ALPUJARRA.

Hoy es propongo una excursión de día completo para visitar algunas poblaciones de la Alpujarra Almeriense, en recorrido circular.

Comenzamos con la visita a Alhama de Almería, conocida también por ‘Puerta de La Alpujarra’. Se considera de un oasis en medio de un paisaje seco. Por eso en otro tiempo se denominó Alhama la Seca.
El pueblo está rodeado de ricas huertas, en las que destaca el cultivo de la uva.  Una de esas huertas fue el jardín de la casa Natal de Nicolás Salmerón primer presidente de la primera república española.

huerta rosalia Alhama
Seguimos en autocar hasta la población de Canjáyar, ya dentro del Parque Natural de Sierra Nevada, Este pueblo está ligado a la riqueza de la uva y al remoto pasado árabe y morisco. Diversas repoblaciones a lo largo de su historia han hecho de esta villa un compendio de culturas. Recorriendo sus calles nos encontramos con el Mueso abierto de la Historia de Canyajar, Esta propuesta cultural recoge un conjunto de 22 murales cerámicos instalados en diversos rincones y espacios de la trama urbana y pretender acercar al visitante o vecino los episodios históricos más relevantes de la localidad. El itinerario y los tres primeros paneles se sitúan en la Plaza de la Constitución y la calle Real. Y el resto lo iremos viendo a lo largo del recorrido.

Canjayar
 Láujar de Andarax. Conocida como el centro de la Alpujarra Almeríense, centro vitivinícola de la floreciente industria del vino, pudiendo visitar la bodega Viña Laujar, situada a la entrada de la población.  Recorriendo sus calles nos podemos encontrar con su ayuntamiento del siglo XVIII situado en la plaza mayor de las Alpujarras. También su magnífica Iglesia Parroquial de la encarnación conocida como la catedral de las alpujarras.  Desde aquí seguiremos recorrido hasta el lugar donde se encontraba su alcazaba, hoy inexistente, pero el trazado de las calles blancas y bien cuidas nos va llenar de sensaciones. La comida está prevista en esta población.

Pueblo
Por la tarde, visitaremos la población de Dalias, donde en destaca sobre todo   Iglesia de la Santa María de Ambrox . Esta edificación consta de tres naves y en su interior se rinde culto al Santo Cristo de la Luz. Símbolo de alguna manera de la localidad. Así como conoceremos alguna de las fuentes en que la localidad existe.
Desde ahí regreso al hotel.

Desde aquí regresaremos al hotel donde se aloje el grupo. Esta excursión es ideal para ser realizada en sábado y como complemento a otras actividades a realizar durante una escapada de fin de semana para conocer Almería.

Trabajo para agencias de viajes o grupos de particulares (grupos VIP), durante todos los fines de semana del año. Podéis contactar conmigo pinchando aquí.